Lerma Un paraíso terrenal para descubrir.

Hay rincones de la geografía española que merecen ser visitados por su belleza y majestuosidad, donde aún existen vástagos presentes de la cultura hispánica de siglos pasados para transportarse a esas épocas e imponer un estilo único a las vacaciones. Lerma es uno de esos pueblos presentes en cada comunidad autonómica con el encanto suficiente para seducir a cualquier visitante, haciéndole saber en cada calle o paraje cuán beneficiosa ha sido tu inversión en tiempo y dinero. 

Viajar a Lerma es una experiencia que jamás olvidarás en tu vida. Esta localidad burgalesa será capaz de envolverte dentro de una atmósfera medieval con sus hermosísimas estructuras antiguas, las cuales tienden a conservar dentro de sí un sinfín de historias intrigantes para enriquecer tu léxico académico. Cada una de sus calles se convertirá en un refugio de relajación absoluta con balcones ajardinados y detalles rústicos, los cuales dan esa sensación de serenidad tan necesaria para disfrutar de las vacaciones. 

Sí vienes a Lerma con tu pareja en un viaje de novios o luna de miel, podrás encontrar aquí ese refugio idílico que te permitirá reencontrarse y vivir tu amor al máximo como si se tratase de un cuento de hadas, debido a que todos los espacios de este espectacular pueblo se confabulan para tal propósito. Además de ofrecerte una amplia oferta turística, brindándote la oportunidad de compartir momentos únicos a la vez que desestresantes. 

Sus habitantes no se cansarán de consentirte con mimos y atenciones, ofreciéndote ese calor humano que es tan característico es de esos pequeños pueblos españoles. ¿Quieres más motivos para visitar Lerma? Este contenido será una guía completa con detalles de interés para que ese viaje a uno de los pueblos más bonitos de España, sea algo maravilloso. 

¿Te interesa? ¡Adelante!

¿Dónde se ubica Lerma?

Lerma es un municipio que pertenece a la provincia de Burgos, dentro de la comunidad autónoma de Castilla y León. Su población se ubica en 2.596 habitantes según el censo realizado por el INE en 2017, la cual se distribuye en 166 km2 con una densidad de población de 15.6 habitantes por km2. De esta forma, se constituye como una localidad pequeña en la que podrás disfrutar sin mayores preocupaciones. 

A pesar de sus pequeñas dimensiones, Lerma cuenta con una estupenda infraestructura turística para recibir a decenas de miles de visitantes y garantizarles un aposento adecuado a sus necesidades. 

Este pueblo está ubicado a 200 kilómetros al noroeste de Madrid y a 40 kilómetros al sur de la capital de Burgos. Asimismo, posee una superficie territorial de 166 km2. 

¿Qué podemos ver o hacer allí? 

Esta localidad burgalesa destaca por sus fastuosos e imponentes edificios históricos con sus pintorescos espacios urbanísticos, donde tendrás la posibilidad de conocer más sobre las raíces de la hispanidad y todos aquellos sucesos que condujeron a la construcción del país que tenemos hoy en día. Decir que te aburrirás en este lugar sería una falta de respeto hacia su amplio patrimonio socio-cultural, el cual deja sin aliento a quien se anime a conocerle. 

Sí estás de visita en Lerma por primera vez, despreocúpate. Aquí encontrarás diversas alternativas para tu entretenimiento como el casco histórico de la ciudad, donde se ubica al Palacio Ducal de Lerma que al ostentar el título de villa, es beneficiario del estatus de Bien de Interés Cultural, una figura jurídica para la protección del patrimonio histórico español. 

Allí podrás disfrutar del mágico encanto de este parador turístico, el cual se convirtió en un campo para albergar a miles de detenidos del bando republicano durante los años posteriores a la guerra civil. Y es que venir a Lerma no es simplemente quedarse tirado dentro de la habitación del hostal o confinarse en la piscina del hotel. 

Se trata de adentrarse en lo más profundo de nuestra identidad como españoles, deleitándonos con todos esos símbolos que han sido celosamente resguardados durante décadas. En caso de querer ir de compras para adquirir un souvenir local, encontrarás diversas tiendas para llevarte a casa piezas autóctonas en forja o talla de hierro. 

También puedes dirigirte al Monasterio de San Blas, donde las hermanas dominicas realizan espectaculares trabajos en cerámica como vajillas y demás para ofrecer al público a precios accesibles. 

Oferta hotelera-gastronómica para cualquier presupuesto.  

Pasar hambre en Lerma o penalidades por no realizar reservas a tiempo es algo que no se copia. ¿Por qué? ¡Muy sencillo! Su variada oferta de alojamientos y restaurantes se constituye como un festín para el turista nacional e internacional, quien contará con diversas opciones durante su estancia. Y lo mejor de todo es que podrá seleccionar en función de sus necesidades e intereses, así como también el presupuesto disponible para esta aventura. 

Encontrarás desde hoteles de gama alta con un precio de 200 EUR por noche a sencillos hostales o posadas, los cuales brindan cobijo nocturno por 30-40 EUR diarios. En dado de que decidas hacer un viaje a Lerma con el presupuesto ajustado, no tendrás problemas de conectividad porque en este ayuntamiento es posible conseguir diversos puntos gratuitos de WiFi para la población. 

Muchos de estos establecimientos tienen un toque muy especial, brindándole una absoluta calidez al visitante con cómodas instalaciones para desconectarte de tantas angustias cotidianas y descansar como te mereces. Además de otorgar mayor facilidad para los huéspedes, valiéndose de herramientas digitales como páginas webs o plataformas online para los que deseen realizar sus reservaciones con tiempo. 

¿Asustado porque no llevas efectivo encima? ¡Tranquilo! Hasta el local más pequeño cuenta con dispositivos de punto de venta, a través de los cuales puedes realizar pagos de lo que consumas. 

¿Cómo se puede llegar a Lerma? 

Dejar de conocer Lerma por temas de “lejanía” no es excusa, debido a que este pequeño rincón de Burgos está muy bien conectado con el resto de la península. Si estás en Madrid y deseas darte una escapada hacia Lerma con tu coche, deberás recorrer 210 kilómetros por la A-1 en donde tardarás solamente 2 horas con 5 minutos para llegar. 

También puedes tomar un autobús desde la Estación de Avenida de América, el cual te llevará a Lerma en 2 horas y 15 minutos por 16 EUR cada viaje, haciendo un total de 32 EUR en Ida y Vuelta. En cambio, si quieres llegar en avión debes estar en Barcelona porque el Aeropuerto del Prat es el único que tiene ruta hacia el Aeropuerto de Burgos. Una vez que llegues por vía aérea, tendrás que tomar un autobús hasta la estación central de autobuses y de allí coger otro hasta el pueblo. Para los que están en otras ciudades de España, tienen a su disposición líneas de autobuses que salen desde sus estaciones de transporte terrestre en trayecto directo hacia Lerma.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.